El propósito… las empresas con nuevas reglas

Ayer y hoy estuve en Sustainable Brands Buenos Aires 2015… el evento que siempre propongo para aquellos que buscan abrirse un poco la cabeza. El año pasado fui speaker en un panel de gestión del cambio. Este año, moderé un panel de Nuevas Formas de hacer las cosas… Innovación. Fantástico.
Muy buenos speakers.
Muy buenos casos.
¿cómo replantear los modelos de negocio para que las empresas sean sustentables?
Las empresas necesitan generar nuevos modelos de negocio que aseguren la sustentabilidad.
Cuáles son las fuentes de esta innovación? 3
1. El contexto externo (escasez, cambio climático, urbanización, demografía rádicalmente cambiante…= las empresas no pueden hacer lo mismo)
2. la cultura de la empresa (depende del apoyo de la alta dirección, las estructuras chatas y la interconexión, la tolerancia al error …) Uy, qué tema!
3. las personas innovadoras dentro de las estructuras, que instalan temas y generan tensión, como mi amiga Lore…

¿qué se viene? un gran cambio en los modelos de negocio. Un cambio en las reglas del juego. Un nuevo juego, en que la gente (empleados y otros stakeholders) están incluidos + el planeta. Valor al negocio Y valor a la sociedad. Un nuevo paradigma.
En el panel que lideré: Jaquie Pels del ENI/UTDT, Negocios Inclusivos, contando unos casos geniales de empresas que apalancan o neutralizan, Daniela Kreimer de Ashoka, con dos casos buenísimos (uno de Nidera, con las semillas que les sobraban ayudando a pequeñísimos productores, otro caso en la villa 11-14, potenciando a la gente), Mariale Alvarez, de The Nature Conservancy, contando cómo pasaron del conservacionismo (pedir aportes) a generar proyectos atractivos para inversores (esto sí que es una nueva forma de hacer las cosas!!!), y Sergio Vázquez, founder de Las Brisas, productos orgánicos, remando en dulce de leche pero posicionando sus productos (que vas a ver en los super, y son OR-GA-NI-COS)
Unos días aprendiendo y ya preparando nuestro nuevo proyecto (ya te vas a enterar)…
Sumate y vení a jugar este juego. Un juego nuevo, reglas nuevas, nuevo “mindset”

http://sustainablebrandsba.com/2015es/content-page/oradores/#sthash.8xvFGvgX.dpbs

Primera Temporada: El Futuro del Trabajo

El jueves pasado 13 de agosto organizamos un evento en las oficinas de Globant, El Futuro del Trabajo.
La idea, instalar en la agenda de la gente de RRHH y de los CEOs los cambios que ocurrirán en la forma de trabajar, en los modelos de negocio, etc… Un nuevo desafío, así como el de la cerveza Feminista en Brasil. Pongo un tema en la mesa, un tema evitado…
100 participantes, muy buenas presentaciones, un evento genial.
Pero lo más divertido fué cómo se armó…

(más…)

Esperando a los nativos tecnológicos!

Son los que traerán las soluciones y cambiarán la forma de trabajo de las organizaciones.

Ando contando últimamente una anécdota que ocurrió este año, en setiembre, en el Congreso Nacional de Crea y que constituyó un buen ejemplo y genial aprendizaje.  4500 participantes, organización impecable, todos los productores agropecuarios argentinos. Para mi, un público que me conoce porque estoy trabajando con ellos desde el año pasado, e instalamos allí el tema generacional.

(más…)

La Educación, desencajada…

Ya son varias las veces en que me invitan a hablar en Congresos o Jornadas de Educadores. Hoy en las Jornadas Aies de Educación Superior. Muchas gracias por la invitación!!!

Sin embargo, cada vez que me ocurre que debo hablar en contextos educativos, pienso si debo decir todo lo que pienso. ¿Por qué? Porque en este gran cambio de época y fuerte choque de modelos mentales, es la educación uno de los ámbitos más castigados, dinamitados y que queda totalmente… desencajado frente al nuevo mundo.

Si bien mi ámbito es el de las empresas, todo lo que ocurre allí pero al cubo, ocurre en la educación. Si hoy vivimos la crisis de compromiso más grande de la historia del management en las empresas, la educación vive su momento de mayor cuestionamiento como institución. Sin embargo… todavía se analizan los altos porcentajes de gente que no termina sus estudios como resultado del perfil de la gente y no de la propuesta educativa.

Este foco en el Sujeto de la Educación, que es el mismo exactamente el mismo que cuando yo estudié Ciencias de la Educación(¡ en los ’70!), pone como causa de todo… al alumno: o que tiene un nivel de educación inferior, o que está confundido, o que no tiene valores…

Y en el medio de este baile, gran choque del modelo del siglo pasado de la Dirección y el Control con el modelo del siglo 21 de la Colaboración.

Por lo tanto, según mi entender, los cambios deben realizarse en dos ejes:

1. Desde el estudiante, el replanteo del APRENDIZAJE. Los alumnos buscan cosas distintas, aprender tiene para ellos otro lugar, y el modo de aprender es distinto. Cómo aprenden, qué aprenden, para qué aprenden, con quién…

2. Desde las instituciones, el replanteo de cómo funcionan y en base a qué valores. Los atributos que las hacían atractivas en el pasado, como el prestigio, y el tamaño, no son las que las harán atractivas en el futuro.

A continuación, dos tablas que sintetizan la diferencia entre la educación tradicional y la que será valorada en la era de la colaboración.

En el medio, entre el alumno y la institución, el maestro es el jamón del sandwich. No puede ser el mismo que antes, pero tampoco el que hoy quieren los alumnos. Gran frustración.

Si antes no teníamos docentes y cada vez menos alumnos se inscribían en las carreras docentes, y pocos las terminaban, en el futuro esta situación se tornará catastrófica.

En la educación, entre las instituciones educativas, sobrevivirán aquellos que se animen a innovar.

 

Los clásicos, demodé: Trabajo en equipos en el s. XXI

Confieso que hace unos días, cuando me pidieron dar una clase/seminario sobre Trabajo en Equipo, casi me desmayo. Hace como 10 años que no hablo de ese tema y algunos de los consultores del equipo son re-expertos. Me puse las pilas y a investigar qué había de nuevo…

Las teorías clásicas sobre los equipos (John Katzenbach, los roles de Belbin, las etapas de crecimiento de Tuckman… ) han quedado bastante desactualizadas en la era de la colaboración. Equipos virtuales, equipos transculturales, con diversidad generacional, equipos de proyecto… muchos desafíos nuevos en la conformación de los equipos y su rol en la organización.

Como si esto fuera poco, en la este cambio de época, con una grandísima demanda de innovación, se necesita otra cosa. Como dice A. Edmondson en el artículo Teamwork On The Fly (HRR, abril 2012), “cuando se debe resolver un tema de una forma diferente y única, los equipos tradicionales no son prácticos.”

Para agregar más desconcierto al tema, las teorías clásicas siempre ponen foco en el rol del líder, basadas en el management de la dirección y control. Las decisiones sobre meta, organización y modo de trabajo son siempre “top down”. Los equipos siglo XXI son muchos más planos, la gente mucho más autónoma y con mayor participación. Baste contar como ejemplo que, hace unos días, una amiga que dirige una agencia de publicidad me contó que tuvo que rechazar un pedido de un cliente porque “el equipo se amotinó, porque no estaba de acuerdo con el mensaje que era engañoso para la comunidad…, y todos plantearon que no iban a trabajar en el proyecto….”. Los miembros del equipo asumiendo posición sobre “qué está bien” y “qué está mal”, presionando al líder (obviamente, generación Y) y definiendo el posicionamiento de la empresa.

Estamos entrando a un mundo de fronteras difusas: de las organizaciones (y equipos) amurallados (compartimentos estancos bien delimitados) a organizaciones como matrices. (Un tsunami de cambios!!!)

Siglo XXI que trae equipos que se arman y desarman según el proyecto, equipos en los que la gente decide participar, con límites difusos, trabajo virtual, autonomía operativa, y donde se valora lo distinto, tanto en las perspectivas como en la diversidad de sus miembros. Los equipos de trabajo mucho más parecidos al equipo de producción de una película.

Grandes cambios, gente que espera otra cosa, líderes que necesitan otras habilidades.

Empezamos una serie de posts sobre teorías clásicas vistas con ojos modernos y algunas teorías nuevas.